La decisión fue tomada durante el último Congreso Nacional del sindicato celebrado en Tucumán el 8 de mayo pasado, desde donde el secretario general de ATE Río Negro, Rodolfo Aguiar, criticó la convocatoria de diez puntos impulsada por el Gobierno como una medida dilatoria.

“Nuestras medidas de fuerza son políticas. Se asientan en aspectos materiales que tienen que ver con el deterioro de nuestro nivel de vida, pero son profundamente políticas porque expresan el rechazo de una masa crítica de trabajadores a la política económica del presidente Macri y manifiestan la búsqueda de una alternativa de carácter popular”, dijo Rodolfo Aguiar.

Comenta desde tu cuenta de Facebook