La jueza Mirta Filipuzzi rechazó la impugnación presentada por la UCR para que Cambiemos sostenga el tramo de candidatos a senadores en Río Negro. Ahora queda una instancia de apelación, pero el partido aún no define si avanzar por el costo político que implica para la alianza macrista, aunque piensa que podría triunfar en el juzgado de Servini.

Con la sentencia de la Justicia Electoral, se consolida la estrategia del senador y candidato a vicepresidente de Cambiemos, Miguel Pichetto, para favorecer la llegada al Congreso del gobernador Alberto Weretilneck.

Pero la resolución judicial, agrega otro dato importante: oficializó a la alianza macrista como «Juntos Somos el Cambio», tal como lo había adelantado ADN el 2 de julio pasado. Un tema que suma confusión ya que el oficialismo rionegrino irá a las PASO con su denominación habitual: Juntos Somos Río Negro.

En su fallo, Filipuzzi ratifica que “los partidos políticos o alianzas que presentan candidatos a la categoría presidencial, son partidos nacionales, mientras que losque presentan a los candidatos a diputados y senadores son partidos de distrito que deciden compulsar en una elección nacional y aunque tengan el mismo nombre, son entidades diferentes”.

La electoral -agrega- es “una enumeración en orden de precandidatos o candidatos nominados que cumplen determinados requisitos para una misma categoría de cargos”, y ratifica que “en este caso, la lista única de precandidatos a presidente y vicepresidente de la Nación sólo ha prestado su consentimiento expreso para que se adhiera su boleta nacional a la lista única de distrito de precandidatos para la categoría diputados”.

La magistrada aseguró que la alianza nacional autorizó “únicamente la unión de la sección de boleta de precandidatos a Diputados”, por lo que «ese consentimiento resulta necesario” para su adhesión, pues entiende que “la existencia del vínculo jurídico entre las agrupaciones es una condición ineludible”, pero “no es suficiente”.

Fuente: ADN

 

Comenta desde tu cuenta de Facebook